Blog, Gatos, Mascotas

¿SE PUEDE BAÑAR A UN GATO DESPUÉS DE VACUNARLO?

Si acabas de vacunar a tu gato, pero necesitas darle un baño, a lo mejor te estés preguntando, ¿se puede bañar a un gato después de vacunarlo? Antes de comenzar con la sesión de higiene has de tener en cuenta algunos datos fundamentales, como por ejemplo el efecto de las vacunas en los gatos, concretamente cuando son cachorros, que circunstancias debemos obviar el baño y muchos otros detalles a considerar.

 

LOS BAÑOS Y LAS VACUNAS PARA LOS GATOS

En el articulo de hoy les vamos a quitar las dudas de si de podría bañar a un gato después de vacunarlo. Como hemos notado, tanto la vacuna como el baño pueden suponerle al gato un verdadero estrés. Si es el caso de nuestro gato, como la vacunación es más que recomendable y a parte podemos elegir cuando adminístrala, no tenemos por qué hacerla coincidir con un baño, ya que sería un estrés innecesario para nuestro felino.

Puedes bañar a un gato después de vacunarlo, eso sí, si el gato no se altera lo más mínimo con las vacunas y disfruta del baño, de esta forma, no habría inconveniente en que ambos coincidieran. Así que, la respuesta a si se puede bañar a un gato después de vacunarlo que se responde teniendo en cuenta diferentes matices y va a depender de las características del gato.

 

EL BAÑO EN LOS GATOS

Los gatos siguen todos los días un cuidadoso ritual de limpieza y, de hecho, la suspensión de su higiene es un motivo alarmante que nos puede mostrar que nuestro gato está enfermo. Es por esto que es raro encontrarlos verdaderamente sucios, y, en consecuencia, pocos van a requerir un baño.

Si acabas de adoptar un gato bebé o has salvado un gato de un mes y necesitas bañarlo, asiste antes a tu clínica veterinaria de confianza. Los gatos pequeños son verdaderamente sensibles y vulnerables, por este motivo, quitando casos de suciedad graves, los gatos cachorros no deberían bañarse de manera injustificada.

Lavar a un gato adulto puede suponer un factor de estrés, porque muchos felinos son poco amigos del agua y el hecho de cogerlos, mojarlos, enjabonarlos, aclararlos y secarlos no es algo que aprueben de buen grado y su reacción lógica va a ser escaparse y esconderse. Recuerda que nunca debes bañar a un gato con shampoo humano, sino que debes escoger aquellos productos que estén fabricados específicamente para felinos.

Y si tu gato es agresivo y quieres bañarlo, especialmente después de aplicarle sus vacunas, te recomendamos obviar por completo el baño con agua y jabón. El lugar de ello, puedes elegir champús de lavado en seco, que suprimen con facilidad la suciedad con un cepillado.

 

No se admiten más comentarios

Tema creado por Anders Norén